Valentín Cortés ha inaugurado hoy las obras, que han consistido en el ensanche y refuerzo de 14 kilómetros de la BA-067

El presidente de la Diputación de Badajoz, Valentín Cortés, ha inaugurado hoy las obras de ensanche y refuerzo del tramo de la carretera provincial BA-067, que conecta los municipios de Pallares y Hoya de Santa María.
Se trata, ha dicho Cortés, “de una de las grandes obras que hemos hecho en esta Legislatura en materia de infraestructuras en la provincia”. No en vano, la inversión supera los 4,2 millones de euros.
El acondicionamiento de este carretera, una de las últimas que se pone en servicio realizada en el marco del II Plan Integral de Carreteras de la Provincia, destaca por la longitud del tramo en el que se ha intervenido, que abarca los 14 kilómetros que separan a Pallares y Hoya de Santa María.
La mejora, ha valorado el presidente, “es casi una transformación del aspecto original de esta carretera”, ya que, ha añadido, “se ha trabajado en su ampliación, ensanchando la calzada hasta los 6 metros, y se ha intervenido en su trazado para mejorar las condiciones de seguridad”.
Uno de los trabajos más singulares en este tramo ha sido la construcción de un nuevo puente sobre el arroyo Juncal y la ampliación de la plataforma sobre un segundo puente sobre el arroyo Vendoval.
Además, y dado que el tramo también comprende la travesía de Pallares, se ha actuado sobre la calzada con la renovación del firme.
Por último, en esta actuación también se han hecho trabajos de drenaje y la renovación completa de la señalización horizontal y vertical de la carretera.
Esta actuación, ha valorado Valentín Cortés, “es un buen ejemplo del modelo de carreteras por las que venimos apostando en nuestra política de infraestructura”.
Al margen de esta obra, el presidente de la Diputación de Badajoz ha anunciado durante el acto de inauguración, celebrado en Montemolín, que dentro del III Plan Integral de Carreteras, aprobado el pasado año y ya en marcha, se va a realizar una obra de refuerzo en esta misma carretera, que afectará al tramo entre Fuente de Cantos y Pallares. Para ello, ha dicho, hay comprometido un presupuesto de 1.400.000 euros.

Estrategia de apoyo al mundo rural
El III Plan Integral de Carreteras, ha recordado el presidente, se ha aprobado por unanimidad de los dos grupos políticos presentes en la Diputación de Badajoz, para el periodo 2014-2020.
Para estos siete años, se han aprobado un total de 62 actuaciones en toda la provincia, a las que se destinará un presupuesto global de 71 millones de euros.
Valentín Cortés ha puesto en valor la vertiente socioeconómica de los planes integrales de carreteras por su impacto en la actividad de las empresas constructoras y auxiliares y por su capacidad de generación de mano de obra. De hecho, ha recordado, que el III Plan generará 16.500 empleos en siete años.
Esto, ha manifestado el presidente de la Diputación de Badajoz, “no es una actuación aislada sino que forma parte de una gran estrategia de apoyo al mundo rural, sobre la que llevamos insistiendo a lo largo de la Legislatura”.
Se trata, ha explicado, de concentrar los recursos para frenar en la medida de lo posible la pérdida de población que están experimentando los municipios de la provincia, sobre todo los más pequeños. Para ello, ha dicho, “tenemos que ofrecerle a la gente un proyecto de vida que les mantenga en sus pueblos y lo fundamental es que tengan un empleo”.
Este ha sido precisamente el objetivo de los presupuestos de la Diputación de Badajoz para este nuevo año, que se concreta en la puesta en marcha del Plan REVITALIZA II, dotado con 6,5 millones de euros, que vienen a sumarse a los 17 millones ya concedidos para todos los municipios de la provincia para este 2015, con cargo a la primera fase del citado plan.
Según ha anunciado el presidente, está previsto que se someta a votación de la corporación provincial el conjunto de actuaciones del Plan REVITALIZA II para toda la provincia, en el pleno ordinario de este mes..