Entre el 30 de junio y el 23 de julio podrá visitarse en la sala “Vaquero Poblador” de la Diputación de Badajoz la muestra “Camino de la vergüenza”, en la que la fotógrafa Mai Saki, a través de medio centenar de fotografías nos quiere mostrar el horror y el dolor de los campos de refugiados de Idomeni, la isla griega de Lesbos o las fronteras de Macedonia o Croacia.

La fotoperiodista, afincada en Badajoz, pretende con esta exposición mostrarnos el drama de los refugiados que se ven obligados a sobrevivir en condiciones infrahumanas y sometidos a las mafias mientras las autoridades europeas parecen mirar para otro lado.

Mai Saki quiere destacar la ayuda de los voluntarios de las numerosas Ong que trabajan en la zona manifestando que “sin ellos este éxodo sería muchísimo peor” y denuncia que existen multitud de trabas para poder fotografiar esta tragedia lo que implica que no se le quiere dar visibilidad.

La exposición “Camino de la vergüenza” permanecerá abierta hasta el 23 de julio y pretende  ser una llamada de alerta a la sociedad sobre lo que nos está pasando.