Lluvia necesitan las tierras para que crezcan buenos frutos, pues un año más esa lluvia apareció cuando la Virgen de la Cabeza, patrona de los labradores y los campos fontaneses, salió a las calles de Fuente del Maestre.

A pesar de la climatología, la Virgen de la Cabeza sí pudo procesionar, en primer lugar, el sábado día 29 de abril, tras el último día de Septenario, cuando realizó el tradicional traslado a la Parroquia Nuestra Señora de la Candelaria.

Además, cuando llegó a la Plaza de España, el grupo de folklore “Mis Raíces” le cantó la Jota de la Virgen de la Cabeza, escrita por Carmina Sánchez con la música de la Jota de Guadalupe, y los grupos de bailes de esta asociación bailaron diferentes jotas extremeñas ante la imagen de la Virgen.

Ya el domingo día 30, a mediodía se celebró la Función Solemne en la Parroquia, y tras esta, comenzó la procesión acompañados de los grupos de folklore de la localidad, en esta ocasión, con un recorrido más corto de lo habitual ya que la lluvia se hizo presente durante el desfile procesional.

Una vez llegado a la Residencia de Ancianos, dentro de la iglesia de San Lázaro tuvo lugar el tradicional besamanos, se rezó la Salve y se cantó el “Himno de la Virgen de la Cabeza”.

Desde la Real Hermandad “Ntra. Sra. de la Cabeza”, recuerdan que hasta el 3 de mayo se puede participar en el “III Concurso Fotográfico”.