La consejera de Educación y Empleo, Esther Gutiérrez, ha asegurado, al valorar los datos de la última Encuesta de Población Activa (EPA) de 2017, que la región ha mostrado una tendencia positiva, pues “Extremadura converge con España y esto es gracias al esfuerzo de empresas, autónomos, cooperativas y también a la recuperación de la inversión pública”.

Esther Gutiérrez ha destacado las posibilidades que ofrecerá el Presupuesto General de Extremadura para 2018, recién aprobado. “Nosotros contamos con un presupuesto sólido. En materia de empleo es el más alto de la historia, más de 300 millones de euros para políticas de empleo que están a disposición de los extremeños”.

Extremadura ha cerrado el año 2017 con 17.500 personas menos en situación de desempleo, con respecto al año anterior, según la EPA. Esto supone una bajada del desempleo de un 12,37 por ciento. En 2017, Extremadura converge con España, ya que el número de parados ha descendido un punto más que la media del país.

Ahora mismo, el número total de personas paradas es de 123.900, según estos datos, una cifra parecida a la del cuarto trimestre del año 2010 y que hace que la tasa de paro sea ahora en la región del 25,12 por ciento.

Durante los últimos doce meses, la tasa de paro se ha reducido en 3,2 puntos. Además, durante 2017, ha aumentado la ocupación en Extremadura, con 11.300 personas ocupadas más, datos que reflejan que la ocupación crece a un ritmo mayor en Extremadura que en el resto del país, un 3,16 por ciento frente al 2,65 por ciento.

En el último año, también se ha incrementado el número de autónomos en 11.100 nuevos trabajadores por cuenta propia. En el último año, los autónomos se han incrementado un 14 por ciento en la región, mientras que en la media de España han bajado un 1,46 por ciento.

El crecimiento del empleo ha sido equilibrado durante el año entre hombres y mujeres, aunque en el último trimestre del año las mujeres han protagonizado la subida del paro, “un dato que nos invita a seguir trabajando por el empleo femenino”, ha asegurado la consejera.

También le preocupa a la Junta de Extremadura la tasa de paro entre los jóvenes, que se sitúa en el 51 por ciento, la más alta del país, aunque durante 2017 ha descendido un punto.

Como contraposición, el dato de abandono escolar sigue descendiendo y marca, una vez más, una cifra récord. Ahora es del 19,23 por ciento, esto es, un 1,19 por ciento menos que el año pasado.

Aun teniendo en cuenta que en 2017 Extremadura ha convergido con el resto de España, la titular de Educación y Empleo de la Junta de Extremadura ha seguido insistiendo en la necesidad de la implicación del Estado con la región, ya que “seguimos pensando que el ritmo podría ser mayor si el esfuerzo y la solidaridad nacional ayudara a la convergencia de Extremadura”.

RETOS EN EL HORIZONTE

Esther Gutiérrez ha destacado que el objetivo de la legislatura es aumentar tanto el empleo como su calidad, pues “hay que combatir la precariedad y la temporalidad, así como las brechas del empleo femenino y el empleo joven”.

En este sentido, ha adelantado que el nuevo plan bianual de empleo, que se está negociando con los agentes sociales y económicos de la región, va a incluir medidas concretas en estos aspectos.

La consejera también ha señalado los datos de balance de lo que llevamos de legislatura, con 25.152 parados menos y 14.054 puestos de trabajo nuevos. “Son datos buenos, aunque insuficientes para este Gobierno. Estamos convencidos de que si seguimos trabajando así, con la implicación y el trabajo de todas las partes, conseguiremos alcanzar los objetivos propuestos para el resto de la legislatura en beneficio de la ciudadanía extremeña”.