UPA-UCE Extremadura reclama la ampliación del plazo para presentar las ayudas de la PAC, ya que el programa no empezó a funcionar hasta el 1 de marzo a pesar de que el plazo se inició a principios de febrero.

Estas ayudas representan más del 30% de los ingresos brutos que tienen los agricultores y ganaderos en nuestra región, donde la solicitaron más de 59.000 titulares de explotaciones en 2018 por un valor de 513.307.637 euros.

“Contamos con apenas 15 días para que finalice el plazo y solo hay un 40% de solicitudes presentadas, por lo que hay una gran inquietud en el sector y creemos que no se podrán tramitar todas dentro del plazo establecido”, explica su secretario general, Ignacio Huertas.

Además, se han llevado a cabo actuaciones para mejorar el programa e introducir herramientas nuevas que, por un lado han facilitado la tramitación, pero también han provocado un retraso importante hasta que han funcionado con normalidad. Entre las actuaciones que destacan se encuentran la posibilidad de ver los solapes en las declaraciones gráficas cuando se realiza la solicitud, el ajuste del 100% en los planos y la actualización del registro ecológico a través de la solicitud, entre otros.

Por estos motivos, la organización ha pedido a la Consejería de Agricultura de la Junta de Extremadura que prorrogue la solicitud hasta el 15 de mayo. La ampliación garantizará tiempo suficiente para realizar las solicitudes de ayudas más importantes para el campo extremeño.

Desde UPA-UCE quieren explicar que no han pedido más plazo porque es necesario que exista un periodo de modificaciones con el objetivo de subsanar los errores. Con ello, también habrá más tiempo para realizar los controles y pagar así el adelanto del 50% a partir del 15 de octubre.