El secretario general de Empleo, Javier Luna, ha hecho una valoración del incremento de 1.528 personas registradas más en las oficinas del Servicio Extremeño Público de Empleo (SEXPE) durante el pasado mes de agosto. Luna ha asegurado que el incremento del desempleo en dicho mes es coyuntural y responde a la finalización de varias campañas agrícolas, así como a la reducción de la actividad del turismo y de la hostelería al acabar el periodo estival.

“Estamos en este momento en la media nacional, por lo tanto, es un incremento previsible. Además –ha señalado el secretario general- , ha subido en todas y cada una de las comunidades autónomas”.

Javier Luna ha añadido que “el mes de agosto se convierte en un punto de inflexión en la tendencia positiva que traemos en los meses estacionales de verano, motivado por el fin de varias campañas agrícolas, de turismo y de hostelería y restauración, que provocan una reducción del número de contratos”.

El paro registrado en el mes de agosto se ha incrementado en 1.528 personas. Un 1,57 por ciento. “En la comparativa con el resto de España estamos prácticamente en la media –ha asegurado-, donde se incrementa el 1,5 por ciento”. Ahora mismo hay 98.647 personas registradas en el Servicio Extremeño Público de Empleo (SEXPE).

“El paro sigue siendo elevado, pero 98.600 personas registradas es la menor cifra de este mes (agosto) desde el 2008”, ha destacado Luna.

Según ha asegurado el secretario general, una de las causas que más han afectado a la subida del desempleo de agosto es el retraso de la campaña agrícola de la cereza, que se ha prolongado hasta el mes de agosto. Al finalizar esta campaña el pasado mes y no en julio, la reducción de las contrataciones se ha computado a agosto. Por eso, el desempleo se ha incrementado más en la comarca del Valle del Jerte (239 personas) y en Plasencia (330 personas).
Este incremento del desempleo también se ha dejado notar especialmente en la ciudad de Badajoz (209 personas) y en las Vegas Bajas del Guadiana (142 personas). Además, la actividad no se ha incrementado en la comarca de Tierra de Barros con motivo de la vendimia, que va con retraso, por lo que no se han compensado.

Por eso, el pasado mes, el paro se incrementó en la agricultura en 581 personas. El paro también se ha incrementado en el sector servicios, en 833 personas y en la construcción, en 231 personas, mientras que el número de personas desempleadas se ha reducido en 97 en la industria (especialmente por la actividad de la industria agroalimentaria).

En el mes que acaba de finalizar, el desempleo ha afectado más a hombres que a mujeres (846 hombres frente a 682 mujeres). El perfil de la persona que se ha quedado en paro en agosto es el de un hombre, de entre 18 y 30 años, que tiene estudios medios y superiores y que ha trabajado en sectores como la agricultura o el sector servicios.

Los parados de larga duración se han reducido (-60 personas). Ahora hay 39.271 personas en esta situación: “Es la cifra más baja desde 2010”.

La contratación en agosto de 2018 ha bajado un 8 por ciento (5.200 contratos menos), afectando a la temporal y a la indefinida, aunque en el último año se ha incrementado más la contratación indefinida. Ésta ha aumentado un 6 por ciento y han bajado los contratos temporales un 2,3 por ciento.

Relacionada con la contratación está la afiliación a la Seguridad Social, que ha bajado un 0,31 por ciento, frente a la bajada nacional que es del 1,07 por ciento. En el último año, destaca el incremento de la afiliación a la Seguridad Social del 1, 71 por ciento. “Por lo tanto, más afiliación a la Seguridad Social en el balance interanual, y eso significa que es más empleo”, ha destacado Luna.

8.574 PERSONAS DESEMPLEADAS MENOS QUE HACE UN AÑO

El secretario general de Empleo ha destacado que entre agosto de 2017 y agosto de 2018, el número de personas registradas en el SEXPE se ha reducido en 8.574. “Eso quiere decir que hemos bajado el 8 por ciento, con una tendencia sistemática de bajada de paro. A nivel nacional, la bajada interanual ha sido del 5,92 por ciento. Estamos dos puntos mejor que la media nacional”.

Además, el secretario general de Empleo ha lanzado varios mensajes de optimismo porque, según todas las previsiones, 2018 cerrará con un descenso del número de personas desempleadas.

“Según las previsiones del BBVA, el crecimiento de la economía regional se iguala a la economía nacional en un crecimiento del 2,9 por ciento. Por lo tanto, las previsiones de la actividad económica es alentadora y nos da una estimación del empleo para este año de un incremento del 2 por ciento. En cuanto a tendencias de periodos largos, estamos bastante positivos”.

“Se van a producir repuntes coyunturales en algunos de los meses, pero la resultante anual –entendemos- va a ser positiva: menos paro y más afiliación a la Seguridad Social”, ha concluido Luna.