El candidato del PSOE a la presidencia del Gobierno de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, ha asegurado que si su partido gobierna durante la próxima legislatura volverá a los diez días festivos de apertura de los comercios para «facilitar» que haya «vida en los pueblos».

«Si los sábados y los domingos, que son los días en los que este  tipo de negocio (pequeños establecimientos) pueden tener algo de vida, la gente se desplaza hacia los grandes núcleos de población para estar en los centros comerciales los pueblos se quedarán si vida», ha destacado en declaraciones a los medios de comunicación.

Con motivo su visita a Nogales, una pequeña localidad de la provincia de Badajoz, Vara ha considerado «necesario» tener en cuenta que los autónomos son quizá los que «peor lo están pasando», por lo que su formación se ha comprometido a desarrollar un plan que contemple no solo su problemática sino la situación del entorno en el que viven.Vara

«Si un pueblo tiene vida, ellos tienen vida, si un pueblo tiene movimiento, ellos tienen movimiento», ha asegurado, al tiempo que ha incidido en que se debe conseguir que los ciudadanos se queden a vivir en los pueblos para que consuman en ellos, ya que de lo contrario «los pueblos dentro de 20 años se cerrarán».

Asimismo, entre las medidas de apoyo al colectivo de autónomos, Vara ha apuntado acciones encaminadas a facilitar el crédito, a estimular la economía con programas de estímulo de la demanda, a ayudar al comercio de proximidad y volver a la idea de que los comercios «puedan beneficiarse de que las grandes superficies no abran tantos festivos».

También, y para luchar contra la despoblación de las zonas rurales, Fernández Vara ha abogado por, además de apoyar a los autónomos, por destinar recursos públicos a servicios de apoyo o de ayuda a las familias.

De esta forma, ha insistido en que o se establecen medidas para conciliar la vida familiar y laboral, como la creación de guarderías públicas, o se llegará a la situación de que se irá perdiendo población.