La presidenta de la Asamblea, Blanca Martín, se ha reunido esta mañana en su despacho con representantes de la Plataforma SOS Guadiana, para estudiar posibles iniciativas destinadas a erradicar el Camalote. Esta reunión ha tenido lugar tras los encuentros mantenidos por dicha plataforma con los grupos parlamentarios de la Cámara.

Al finalizar la reunión, la portavoz de Sos Guadiana, Susana Cortés, ha recordado que ciudadanos de Medellín decidieron constituir dicha plataforma el pasado mes de septiembre, “preocupados por la dejación de funciones de los organismos competentes en el control y gestión de la cuenca, y concretamente de la Confederación Hidrográfica del Guadiana”. Una dejación, ha insistido, que “ha llevado a una expansión masiva del Camalote” que debe contemplarse “como problema y como indicador del mal estado en el que se encuentra el río”.

En ese sentido, ha reivindicado un tratamiento “similar al que recibe la lucha contra incendios por parte de las instituciones”. “Estamos hablando del eje agroalimentario de la región, que son las Vegas Altas y Bajas del Guadiana, y corremos el riesgo además de que algún desalmado traslade cepas de Camalote al embalse de la Serena o a acequias de riego, por ejemplo, con el problema socioeconómico que ello conlleva en el principal motor económico de la zona”.

De ahí que en el día de hoy representantes de la plataforma se hayan reunido con responsables de los cuatro grupos parlamentarios presentes en el Hemiciclo, la presidenta de la Asamblea y, posteriormente, con el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara.

Según ha explicado, su intención es “trasladar nuestras preocupaciones y proponer soluciones a los portavoces adecuados” y ha aclarado que “la acogida de los grupos ha sido masiva y comprometida. Nos hemos reunido también con la presidenta de la Asamblea porque entendemos que es el altavoz e interlocutor que necesita nuestra plataforma y estamos entusiasmados con su compromiso”.

Así mismo, Cortés ha afirmado que “hay temas que se sitúan por encima de las ideologías y creemos que este es uno de ellos”. “Es además un tema transversal, tiene que ver con el desarrollo económico y rural, con la generación de empleo, el turismo y la agricultura, por lo que debe atajarse con un plan de choque y regeneración del río con el que puedan comprometerse todos”, ha concluido.