La formación “Proemia Ensemble” abre el sábado 30 de marzo el XXIV Festival de Música Sacra y Antigua de Badajoz con un concierto en la Casa de la Cultura de Navalvillar de Pela a las 20:00 horas titulado “Paisajes sacros en torno a la Italia del Barroco”. Este mismo programa se repetirá el domingo 31 de marzo a las 20:30 horas en la Iglesia de San Andrés en la capital pacense.

Este festival está organizado por la Sociedad Filarmónica de Badajoz con el patrocinio de la Diputación de Badajoz y la entrada a los conciertos es libre hasta completar aforo.

“Proemia Ensemble” es un grupo especializado en música antigua fundado recientemente por el clavecinista pacense Álvaro Mota, junto con María Teresa Gutiérrez (violonchelo barroco) y Fátima Fuster (violín barroco). En este programa les acompaña la soprano francesa Manon Chauvin.

Álvaro Mota se formó en el Conservatorio Superior de Badajoz, donde cursó el Grado Superior de Piano con Ángel Sanzo, y en la actualidad estudia el último curso del Grado Superior de Clave en el Real Conservatorio Superior de Madrid, al tiempo que amplía su formación en París. Por su parte, María Teresa Gutiérrez estudia la especialidad de violonchelo barroco en el Real Conservatorio Superior de Madrid y ha colaborado con diferentes ensembles de música antigua,

Manon Chauvin es titulada por el Conservatorio Nacional de México y la Escuela Superior de Canto de Madrid, ganando en 2014 el 2º premio del Premio Joven Bach, del Círculo Bach. Colabora con agrupaciones de música antigua.

El programa que presenta “Proemia Ensemble” en el XXIV Festival de Música Sacra y Antigua de Badajoz ofrece un recorrido por la Italia del Barroco a través de obras sacras de Claudio Monteverdi, Bartolomé de Selma y Salaverde, Antonio Vivaldi y Handel.

A pesar de las líneas que separan la música sacra y la profana, el barroco mantuvo un diálogo rico entre los distintos géneros y estilos. Esto se refleja en la vida de los músicos, que trabajaban en ambientes diversos y componían música en constante intercambio entre lo vocal y lo instrumental, así como lo sacro y lo popular. El programa de “Proemia Ensemble” es una recreación de esos paisajes sacros del barroco de estilo italiano que discurrieron en ese diálogo.