Con motivo de la conmemoración del Día Internacional contra la Homofobia, Transfobia, Lesbofobia y Bifobia (LGTBIfobia) 2021, el Gobierno de la Junta de Extremadura manifiesta su firme compromiso en la lucha contra las discriminaciones y delitos de odio por razón de orientación sexual, identidad de género, expresión de género o características sexuales.

Desde 1990, el día contra la LGTBIfobia se celebra cada 17 de mayo para conmemorar la eliminación de la homosexualidad de la lista de enfermedades mentales por parte de la Asamblea General de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

La pandemia de la Covid 19 ha agravado la situación de vulnerabilidad en la que se encuentra este colectivo que, según los datos extraídos del último informe del Ministerio del Interior, los delitos de odio con motivo de la orientación sexual e identidad de género han incrementado un 8,6% respecto al año 2018, siendo la tercera causa del total de los delitos de odio en España.

DESARROLLO DE LA LEY DE IGUALDAD LGTBI DE EXTREMADURA

La ley 12/2015, de 8 de abril, de igualdad social de lesbianas, gais, bisexuales, transexuales, transgénero e intersexuales y de políticas públicas contra la discriminación por orientación sexual e identidad de género en la Comunidad Autónoma de Extremadura, establece en su artículo 8 que la Junta de Extremadura, en el ámbito de sus competencias, prestará una atención integral real y efectiva a las personas víctimas de violencia por homofobia, lesbofobia, bifobia o transfobia.

Para garantizar el cumplimiento y desarrollo de la Ley de Igualdad LGTBI de Extremadura, el Ejecutivo regional ha firmado recientemente un Protocolo de colaboración junto a las organizaciones LGTBI de la región, Fundación Triángulo y Extremadura Entiende.

Uno de los primeros compromisos de este convenio de colaboración es la puesta en marcha de Oficinas de Atención Psicológica y Jurídica en Extremadura para combatir la LGTBIfobia, una demanda que estas organizaciones LGTBI trasladaron a la Junta de Extremadura tras la irrupción de la pandemia de la Covid 19.

La consejera de Igualdad y portavoz, Isabel Gil Rosiña, ha subrayado la necesidad de “ser conscientes de que las leyes no producen un cambio social repentino, sino que es necesario implementar políticas que permitan el desarrollo de estas normas”.

En este sentido, ha destacado que “las políticas LGTBI son nuevas en esta Administración” y ha sostenido que “tenemos la firme voluntad de desarrollar la Ley de Igualdad LGTBI en su integridad de la mano de quienes la hicieron posible, Fundación Triángulo y Extremadura Entiende”.

Por todo ello, el Gobierno extremeño muestra, una vez más, su firme compromiso en la defensa y protección de los derechos de las personas LGTBI, así como en la adopción de acciones prioritarias para erradicar las discriminaciones por razón de orientación sexual e identidad de género, y lograr el progreso social a través de una igualdad real y efectiva.