El consejero de Economía, Ciencia y Agenda Digital, Rafael España, ha presentado este martes las bases y la primera convocatoria de las ayudas para el Programa de Modernización del Comercio, el llamado Fondo Tecnológico, en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia del Gobierno de España, que cuenta con una dotación de 1.435.000 euros.

Con estas ayudas, ha destacado el consejero, se pretende apostar por la digitalización y la sostenibilidad del comercio de proximidad, con el objetivo, a su vez, de contribuir a la modernización de las pequeñas y medianas empresas del sector. De este modo, ha precisado, su finalidad es financiar el desarrollo de planes y proyectos de contenido tecnológico, innovador y sostenible que, presentados por las pymes, ya sea de manera individual o través de asociaciones u organizaciones que representan sus intereses, incidan en la gestión de la actividad comercial y en su modelo de negocio, garantizando su adaptación a los nuevos hábitos de consumo modalidades de venta, posicionamiento y distribución.

Durante su intervención, Rafael España ha recordado que la Conferencia Sectorial de Comercio Interior, en su reunión del 9 de mayo de 2022, aprobó el acuerdo por el que se fijaron los criterios de distribución del Fondo Tecnológico, así como el reparto resultante para las comunidades autónomas y ciudades de Ceuta y Melilla, correspondiendo a Extremadura un importe total para 2022 y 2023 de 2.869.468 euros. La intención de la Consejería de Economía, Ciencia y Agenda Digital, ha indicado, es lanzar dos convocatorias. La primera de ellas, después de su aprobación en Consejo de Gobierno el pasado 30 de noviembre, se publicará próximamente en el Diario Oficial de Extremadura, con una dotación de 1.435.000 euros.

Esta convocatoria cuenta con dos líneas de ayudas. Una primera dirigida a pymes comerciales (CNAE 45, 46 Y 47), que incluye la venta y reparación de vehículos de motor y motocicletas, el comercio al por mayor y el comercio al por menor, incluida la venta ambulante, dotada con un importe de un millón de euros y una cuantía individual que será del 80% de los gastos subvencionables. La segunda línea está dirigida a asociaciones, federaciones y confederaciones del sector del comercio, cuenta con un presupuesto de 435.000 euros y la ayuda será del 100% de los gastos subvencionables. En ambos casos, ha agregado Rafael España, el importe máximo de ayuda de será de 50.000 euros y el proyecto deberá tener un importe mínimo de inversión aprobada de 1.500 euros.

En el caso de que la inversión media seas de 4.000 euros por proyecto, ha explicado el titular de la Consejería, más de 300 comercios de Extremadura se podrían beneficiar de estas subvenciones. El plazo para presentar las solicitudes, por registro electrónico, es decir, durante las 24 horas todos los días de la semana, se iniciará a partir del día al siguiente de la publicación del decreto y la convocatoria en el Diario Oficial de Extremadura, y finalizará el 30 de marzo de 2023. Además, ha subrayado Rafael España, respecto a la forma de pago se prevé un primer pago anticipado del 50% del importe total de la subvención concedida, una vez dictada y notificada la resolución de concesión a la entidad beneficiaria, y el 50% restante, una vez justificadas las actuaciones. Con cargo a esta primera convocatoria, podrán acogerse a la ayuda las inversiones realizadas desde el 1 de enero de 2022, siendo el plazo máximo para la ejecución y pago de las inversiones el 30 de junio de 2023 y el plazo para la presentación de la justificación el 15 de julio de 2023. Asimismo, la Consejería tiene la intención de publicar una segunda convocatoria en marzo de 2023.

GASTOS SUBVENCIONABLES

El secretario general de Economía y Comercio, Antonio Ruiz, ha detallado lo que se consideran gastos subvencionables, de acuerdo con lo previsto en la convocatoria. Así, en lo que respecta a la línea destinada a Pymes del comercio minorista, entre otras actividades subvencionables se incluyen la mejora de la atención, relación y conocimiento del cliente; la mejora de las funcionalidades de la venta a través de canales digitales que fomenten la omnicanalidad de los modelos de negocio; soluciones en ciberseguridad y gestión de datos; desarrollo de aplicaciones informáticas diseñadas para teléfonos móviles inteligentes; y eficiencia energética, sostenibilidad y economía circular.

Por lo que respecta a la línea destinada a entidades del sector comercial, se considerarán subvencionables los gastos referidos a transformación del punto de venta de forma colectiva; los relativos a sostenibilidad y economía circular; y los relacionados con la cadena de suministro y trazabilidad, entre otros.